sábado, 12 de diciembre de 2009

BREVE HISTORIA SOBRE RADIODIFUSORA EN LA DOSIS

En su séptima edición, o el número aniversario para diciembre de 2009 la revista venezolana, editada en la ciudad de Caracas: "La Dosis", entre otros destacados artículos y reportajes dedicó parte de sus líneas a un breve relato de la historia de Radiodifusora Venezuela.

En diversas ocasiones, su editor Juan Carlos Ballesta me había invitado a preparar un artículo, de formato muy libre, sólo que había un límite de caracteres.

Fui trabajando en varias ideas, las anoté, como especie de distintos tópicos que a mi forma de ver fueron parte de esa historia.

No me fue muy cómodo culminar el artículo, mientras lo realizaba diferentes clases de sentimientos encontrados fueron emergiendo, que tal vez estaban atrapados en mi psiquis y sedimentados por el paso del tiempo y la activa vida presente. Entonces en tanto las letras iban fluyendo permití que esas emociones salieran, para que algunas quedaran reflejadas en lo que escribía y otras se evaporaran de una vez por todas y para siempre. A ratos sentía nostalgias, en otros momentos rabias, así como frustraciones, y muchas ganas de protestar por asuntos que siempre he considerado ilógicos o injustos.

Finalmente y muy a pesar de toda esa cantidad de sensaciones terminé el artículo y lo mandé. Ojalá pueda gustarle a mucha gente, era complejo cumplir con la parte histórica de lo que ocurrió, dar crédito a muchas personas, expresar mi opinión y ser crítico al mismo tiempo. Recuerdo que incluso llamé antes de terminar el artículo a Juan Carlos para decirle que para mí la historia de Radiodifusora no es muy agradable, porque tiene un final incómodo, es una triste historia realmente.

Pero bueno, así fue y así traté de contarlo. Espero haber cumplido con el compromiso de haber contado un poco sobre la historia y al mismo tiempo haber ofrecido mi visión, que se me permitió, pero claro en un espacio no muy extenso.

A decir verdad el espacio fue bastante, lo que ocurre es que fue una historia tan intensa y larga que tal vez una edición completa sería insuficiente.

Gracias a Juan Carlos Ballesta por darle la dimensión histórica a lo que a nivel radial ocurrió en Radiodifusora Venezuela en los anos 80. Espero que les guste y que al menos ese mito urbano radiofónico que fue Radiodifusora Venezuela se mantenga por mucho tiempo más inspirando a los que vivieron esos días, y a las actuales y venideras generaciones.

Esta es la portada de la revista, búsquenla si pueden en las Tiendas Esperanto, creo que estará vigente hasta febrero de 2010, si no, con tan solo darle un click a la imagen esta se agrandará y se podrá leer.

Les dejo la portada, que es la que sigue a continuación, y debajo el artículo, que dicho sea de paso la edición está buenísima, es la que más me gusta de las 7 que han salido.




1 comentario:

  1. Espléndido ejercicio de la memoria que preserva a DIFUSORA en nuestras neuronas.

    Gracias a Eugenio y a LA DOSIS por reciclar tales recuerdos entrañables e intensos.

    Javier Miranda-Luque.

    ResponderEliminar